Femicidios vinculados: en 10 años asesinaron a 120 niños en el país

Un relevamiento de la Asociación Civil La Casa del Encuentro advirtió que entre 2012 y junio del 2022 se cometieron más de 100 asesinatos a personas menores de 12 años. Destacan que el femicidio vinculado debe ser considerado como «la forma más extrema de violencia hacia las mujeres». 

Un informe pormenorizado de la Asociación Civil La Casa del Encuentro reveló que ciento veinte niños fueron víctimas de femicidios vinculados en la última década en la Argentina. Se trata de los asesinatos que los agresores cometen, en la mayoría delos casos, para castigar a la mujer o porque quedan en la línea de fuego en el momento de querer cometer el femicidio. En ese sentido, la organización feminista consideró este tipo de crímenes como «la forma más extrema de la violencia hacia las mujeres».

Al cumplirse cuatro años de la promulgación de la «Ley Brisa», una norma que otorga una reparación económica para hijos víctimas de femicidios que entró en vigencia el 26 de julio de 2018, el Observatorio «Adriana Marisel Zambrano» que coordina la organización, dio a conocer un informe que contabiliza los femicidios vinculados de niños y niñas entre 2012 y junio del 2022.

En su relevamiento, la Casa del Encuentro señaló que hubo 120 asesinatos de personas menores de 12 años en la última década en ese contexto, que 95 de los agresores eran padres o padrastros del menor y 18 eran exparejas de la madre. A su vez, 82 de los casos sucedieron en la casa de la víctima, mientras que en 16 oportunidades fueron en la vivienda del femicida. Los distritos con mayor índice de hechos fueron: la provincia de Buenos Aires (44 casos), Córdoba (14), Santiago del Estero (8) y Santa Fe (7).

Teniendo en cuenta la modalidad del hecho, 27 niños fueron apuñalados, 25 fueron baleados y 22 golpeados, mientras que en 7 ocasiones se pudo advertir indicios de abuso sexual sobre la víctima. Dentro de las características principales de las 120 víctimas, en lo que refiere al rango etario, 45 tenían entre 7 y 12 años, 40 tenían entre 3 y 6 años, mientras que 35 tenían menos de 2 años.

La Casa del Encuentro define el concepto de femicidio vinculado como «los asesinatos de aquellas personas que fueron asesinadas por el agresor al intentar impedir el femicidio o estaban presentes en la escena del crimen» y como «aquellas personas con vínculo familiar o afectivo con la mujer, que fueron asesinadas por el femicida con el objeto de castigar y destruir psíquicamente a la mujer».

Con respecto a los femicidas, el Observatorio reveló que 45 de ellos se suicidaron tras cometer el hecho, mientras que 17 tenían denuncias previas y 7 tenían una medida cautelar de prevención.

«Un dato no menor es que un alto porcentaje de los femicidas luego de asesinar a sus hijas o hijos se suicida y si bien no podemos asegurar las causas, la realidad indica que -en una clara demostración de poder- no dudaron en llevar a cabo su cometido cuyo objetivo era castigar a la mujer», detallaron desde La Casa del Encuentro.

Además, cinco de los agresores eran agentes o ex agentes de las fuerzas de seguridad, mientras que uno de ellos era juez.

«La definición del femicidio vinculado permitió avanzar además en políticas como la Ley Brisa. Consideramos importante hablar de esta norma porque ya sea como femicidios vinculados o como víctimas colaterales necesitamos nombrar a estas niños y exigir que se trabaje en la protección de quienes están en situación de violencia y en la prevención para disminuir los índices de femicidios», expresaron desde La Casa del Encuentro.

Según un informe de la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia (Sennaf), hasta noviembre del 2021, 1029 niños y adolescentes accedieron a una reparación estatal por la situación de orfandad provocada por femicidas, estipulada por la Ley 27.452.