Comienzan a debatir en Diputados el proyecto de alivio fiscal para monotributistas y autónomos

El Frente de Todos busca imponer una agenda que responda a las “necesidades de la gente”, en contraposición con el debate de la boleta única. Habrá sesión en el recinto el miércoles y el jueves.

Esta semana están previstas dos sesiones en el recinto
Foto: Télam

La Cámara de Diputados tratará hoy en la Comisión de Presupuesto y Hacienda el proyecto de ley de alivio fiscal para monotributistas y autónomos impulsado por el presidente del cuerpo, Sergio Massa. El debate comenzará a las 15.30 y el oficialismo espera obtener dictamen en la misma jornada, para llevar la iniciativa al recinto en la semana en curso. 

La agenda parlamentaria indica que habrá dos sesiones en Diputados, previstas para el miércoles y el jueves. La intención de la bancada del Frente de Todos es impulsar proyectos que tengan que ver con las “necesidades de la gente”, según fuentes del oficialismo, como una estrategia para diferenciarse del pedido de sesión especial solicitado por opositores para debatir la iniciativa de boleta única. 

El “alivio” para monotributistas y autónomos fue oficializado por Massa una vez resuelta –vía decreto– su prioridad número uno: la suba del piso a partir del cual se paga Ganancias, medida que benefició a los bolsillos de los trabajadores asalariados.

El proyecto que se discutirá a partir de hoy prevé una suba del 29,12% de los topes de cada escala del monotributo, lo que evitará la recategorización en julio de millones de contribuyentes que “saltarían” en el escalafón (o incluso podrían pasar del régimen simplificado al general, de autónomos) simplemente por percibir mayores ingresos debido a la inflación. Es decir, podrían pasar a pagar más en concepto de contribuciones al fisco aún sin haber tenido un aumento real de su poder adquisitivo. 

El porcentaje de suba deriva de la fórmula de movilidad –la misma que se utiliza para actualizar jubilaciones– correspondiente a la primera mitad del año. De aprobarse la norma, se adelantaría al 1 de julio la actualización que está prevista por ley para enero. Al tiempo que se ajustarán las escalas, se mantendrán sin cambios las cuotas que pagan los alrededor de 4,5 millones de monotributistas a la AFIP. 

Respecto a los autónomos que están alcanzados por el Impuestos a las Ganancias, alrededor de 140.000, lo que establece el proyecto es la suba de las deducciones a fin de que el mínimo no imponible quede más cercano del que rige para los empleados en relación de dependencia. De aprobarse la iniciativa, la deducción especial para los autónomos representaría dos veces la ganancia no imponible, pasando de $505.129,66 a $757.694,52. 

“Este incremento de la deducción impacta principalmente en los 140.000 autónomos con ingresos de hasta $8 millones, que concentran el 95% de los autónomos con impuesto determinado en el impuesto a las ganancias. Para esos independientes, se estima un ingreso adicional de bolsillo promedio de $52.000 anuales producto del alivio fiscal”, señalaron en el equipo técnico de Massa. 

Por otra parte, también será debatido en comisión este martes un conjunto de proyectos que buscan reajustar la distribución de los subsidios a los colectivos que circulan por fuera del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA). Se trata de iniciativas impulsadas por gobernadores y legisladores del interior, que comenzarán a ser analizadas en la Comisión de Transportes a las 14, en el edificio anexo de la Cámara baja.

El presidente de la Comisión, el radical jujeño Jorge Rizzotti, es autor de uno de los proeyctos de reparto de subsidios nacionales a las provincias, pero también hay iniciativas presentadas por la radical mendocina Jimena Latorre, por Carlos Gutiérrez (Córdoba Federal) y Agustín Domingo (Juntos Somos Río Negro), entre otros.

En diciembre pasado se había acordado incluir una extensión de la partida de subsidios a las provincias en el Presupuesto 2022, texto que finalmente no fue aprobado. La cuestión de fondo es la disparidad entre los fondos que destina el estado nacional al AMBA y al resto de las jurisdicciones del país, uno de los factores que explican la gran brecha de precio en el pasaje de colectivo dentro del país. Mientras que en el AMBA comienza en $18, en algunas ciudades del interior llega a $80. 

La semana pasada, en su informe ante el Senado, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, dijo estar “de acuerdo” con los reclamos de los representantes provinciales. “Nosotros aumentamos el presupuesto para el transporte en el interior más de 600%. Tenemos situaciones difíciles y nos hacemos cargo, aún con externalidades no previstas, Argentina sigue creciendo. Las asimetrías que existen no las vamos a resolver de un día para el otro”, dijo, y argumentó que el presupuesto destinado al transporte del interior pasó de $6.000 millones en 2019 a $46.000 millones este año. Asimismo, informó que está en avaluación un aumento del 40% para el transporte en AMBA.

En el temario de la comisión se encuentra también la creación de la Comisión de Jurisdicciones Beneficiarias del Fondo de Compensación al Transporte Público de Pasajeros por Automotor Urbano del Interior del País, en el ámbito del Ministerio de Transporte de la Nación.

Asimismo, figura la creación del “Programa Federal de Distribución Equitativa de Subsidios al Transporte Público de Pasajeros” para líneas urbanas y suburbanas, así como la declaración de la emergencia del transporte público de pasajeros por automotor, urbanos y suburbanos del interior del país, entre otros.